Clara Núñez – Barcelona | En Roldanillo, una ciudad situada en el verdísimo Valle del Cauca, que se encuentra en la parte Occidental de Colombia, al borde del Pacífico, se celebra hace más de 24 años, en el conocido Museo del Rayo, el “Encuentro de Poetas Colombianas”, para dar voz a las mujeres poetas en medio de una sociedad patriarcal, que muchas veces las ha dejado a un lado. Allí fue también donde las poetas  afrocolombianas encontraron un espacio propio de respeto, desde que en 1986 la poeta Ana Milena Lucumí Orosteguí hizo su aparición rompiendo una lanza por las poetas negras. Desde entonces, su presencia no ha parado de extenderse, y parece que poco a poco la poesía afrocolombiana está siendo valorada como parte de la riqueza multicultural del país. Herederas del movimiento del negrismo afrocaribeño y latino, su poesía combina el ritmo de la oralidad legada por sus ancestros africanos, junto con el conocimiento de la tradición poética colombiana y europea.

mujeres poetasEncuentro de Mujeres Poetas en el Museo del Rayo 2014

El libro: ¡Negras Somos! Antología de 21 Mujeres poetas afrocolombianas de la Región Pacífica, publicada por Apidama Ediciones, es un homenaje a todas esas negras poetas que se reúnen cada años en el Valle del Cauca, y también a otras que esparcen su poesía de raíz africana por otros canales como talleres, escuelas, diversos encuentros, etc.  La selección hecha por los editores Guiomar Cuesta y Alfredo Ocampo, es un abanico de ritmo e imágenes, de cantos y bailes; de reflexiones hechas con música que invitan a la sensualidad, a la sexualidad  y al goce de la vida con la naturaleza. Para ir abriendo boca compartimos cuatro poemas más que sabrosos.

Afrocolombia


Cali a la deriva

Tú no sabes nada,

yo hablaré de mis sábados

percibiendo el silencio

detrás de todo ese ruido

que cada sábado

es más ruinoso.

No sabes de las estrellas mayores

ni de las polares.

Solo sabes de una pequeña ciudad

con los vicios de las mayores.

Cali, cuánto has cambiado

en el transcurso de una vida.

Por tus rincones fui testigo del canto de los pájaros,

pero ya no hay luciérnagas

ni mariquitas rojas con puntos negros

ni lluvia de granizo

con los peces saltando fuera de tu río.

Tampoco niñas como yo,

callejeando la ciudad verde,

hermosa, tranquila,

llena de ventanas,

puertas

y muros

que nos cuentan historias.

Estás perdida

perdiste las bondades del recuerdo,

vas a la deriva

como un paisaje cibernético,

visto desde todas las vistas.

Cali,

donde mi amor baja la mirada

al pensarme

y no encontrarme

en sus calles vacías,

llenas de mutantes desconocidos.

En tanto que yo,

en casa,

la espero.

Julia Simona Guerrero | Nacida en Cali, Valle del Cauca, su verdadero nombre es Alba Ximena Gutiérrez Santander. Formada como arquitecta ha participado en distintos encuentros poéticos en Colombia, Alemania, España y Chile. En 2009 publicó el poemario Del alba hasta la tarde. Apidama Ediciones, Bogotá. Ha escrito libros de cuentos como: Cuento para niñas. La canción del exiliado y panfletos para contemplar el amanecer y realizar otros prodigios.


 

Mary Mar

Mary,

mar,

melanina con sal,

cartilla de calamar,

profesora del manglar.

Mary,

sal,

hermana del litoral,

matriz abisal.

Mary,

mar,

mamá molusco,

raya cangreja,

camada de camarón,

negra arena de sol.

Mary,

agua sal,

caballito de mar,

nalgas de algas,

pez morena,

negra de olas,

vuelo de caracolas.

Mary,

familiar,

hermana foca,

sobrina foca,

sobrina del tiburón,

nieta perca,

amante de las conchas nacaradas,

tía de la raya y la palabra.

Mary,

o

mar

o

sal,

eres

el

litoral.

María de los Ángeles Popov | Nacida en Roldanillo en el Valle del Cauca ha trabajado como profesora de teatro y danza en el Museo Rayo y en Casas de Cultura de Roldanillo y Zarzal. Ha participado en Talleres de Escritura Poética dictados por la maestra Marga López Díaz. Fue becada para estudiar Teatro en Cuba con su obra: Oremos y bailemos con el diablo. También ha recibido el Premio sin edición por el libro de poemas; W de Hembra de Ediciones Embalaje en el año 2000. Ha publicado las siguientes obras:

-W de Hembra. CD Multimedia de Poesía. Hoyos Editores. Manizales, septiembre, 2003.

–  Envaginarme. Departamento de Literatura. Colección de Poesía, Escala de Jacob. Cali, Valle del Cauca, 2007.


 

Mi abuelo negro

Mi abuelo nació cimarrón,

en un lugar dulce,

con nombre de flor.

Creció acunado por un río caudaloso,

arropado con un manto tejido

en selva virgen.

El sol de este pueblito tostaba distinto.

A los negros color marfil.

A los blancos color de duda.

Curaba mal de ojo,

caminaba sobre el agua.

Era cómplice de la lluvia,

detenía las tempestades.

Enderezaba cojos,

amansaba serpientes,

ayudaba a todos.

Su embrión era puro.

Creía en un mundo nuevo.

Mi abuelo nunca murió

-entre alabaos y gualis-

se fundió con el río Atrato.

Jenny de la Torre Córdoba | Nacida en Barranquilla, residente en Bogotá y ligada a Quibdó por sus ancestros, preside el Alto Consejo de Comunidades Negra en España y trabaja como corresponsal de la revistas Mia e Interviú de Madrid. Formada en Derecho y Ciencias Políticas por la Universidad de Cartagena de Indias, es Diplomada en Resolución de Conflictos por la Universidad de los Andes de Bogotá, Máster en Género, Mujer y Desarrollo por la Universidad Nacional de Colombia y Doctorada en Perspectiva de Género en Ciencias Sociales de la Universidad Complutense de Madrid. También colabora como Consultora Externa de la Secretaria de Estado y Cooperación Española. Entre otros muchos escritos, ha publicado un libro de poemas: Sonata en Exilio. Apidama Ediciones. Bogotá, 2007.


 

Arco Iris

Estaba pensando…

Si acaso los negros más puros tendrían que ser:

¡negros! ¡ Muy negros de piel!

De piel negra azul

o negro café.

Hay negros muy dulces

y bellos también,

como roca fina,

como azúcar morena

o como panela en miel.

Hay negros dulces,

negros, muy negros,

pero no de piel.

hay negros rosados,

amarillos, blancos,

canela y café.

Y son negros puros,

que aman su raza,

sus ancestros, su cultura.

¡Ay de aquel!

Que se atreva a insinuar

que estos negros no son negros

porque les cambiaron la piel!

Dionicia Moreno Aguirre | Nacida en Cali, en el Valle del Cauca, es hija adoptiva de Buenaventura desde 1968. Diplomada en Liderazgo Afrofemenino y Ciencias Políticas, de la Universidad Libre de Cali, ha participado en los Encuentros de Mujeres Poetas Colombianas, en el Museo Rayo, Roldanillo en Valle del Cauca entre 2006 y 2009. Es fundadora del Taller literario Palabras abiertas. Ha participado en el 1,2º y tercer encuentro de Poesia Erótica de Buenaventura, Susurros de pasión. Forma parte de la Red de Mujeres Afrocolombianas, Kambiri.

Fotos vía: Museo del Rayo | www.librosyeditores.com | 1.bp.blogspot.com

+ Clara Núñez | Redactora de Radio Africa Magazine. Licenciada en Periodismo por la Universitat Autònoma de Barcelona y postgraduada en Estudios Africanos por el Centre d’Estudis Africans y la Universitat Pompeu Fabra. Sus ámbitos de interés son la música, el arte y la literatura. Curiosa incansable de África en concreto y del mundo en general.

Síguenos en facebooktwitterinstagram y mixcloud
Suscríbete a nuestra newsletter

One Comment Radio Africa

LogIn

  1. Mara, un canto a África - el informador Comfama / 7 jul 2017 9:16 #

    […] anterior es un apartado del poema Mary Mar de la poetisa María de los Ángeles Popov. Así como Mary, Mara es negra, de la mismísima África, nacida en Colombia, pero propia de ese […]

    Reply
  • (no será publicado)